Equitación conectada

Instructora:

Melin M. Farriols

Melín M. Farriols
Co-fundadora, educadora equina y única instructora en España del método Connected Riding®
saber más

¿Qué es la equitación conectada?

Es un método que nos permite comunicarnos mejor y tener una mejor relación con nuestro caballo, aprendiendo a conectar con él mediante la toma de conciencia de nuestro cuerpo y posición así como sabiendo escuchar el cuerpo del caballo.

La equitación conectada, método creado por Peggy Cummings, está inspirado en los pioneros más reconocidos del uso de la propiocepción, Sally Swift, Linda Tellington-Jones, Feldenkrais, Alexander y las artes marciales.

connected-riding

Nos ofrece un método de cómo es posible montar sincronizándonos con el movimiento del caballo, a partir de un conocimiento de la biomecánica tanto nuestra como de los caballos.

La enseñanza del método de Equitación Conectada está basado en 2 pilares:

  • Enseñando al jinete a que tenga consciencia del cuerpo y el movimiento, mostrándole la mejor posición para montar el caballo y enseñándole como moverse en harmonía con él.
  • Enseñando al caballo a que desarrolle patrones posturales, musculares y de movimiento para ganar balance y soportar sin dolor ni tensión el peso del jinete.

Sabías que...

Hacemos precios especiales para quienes combinen formación en equitación conectada o doma con la pensión/pupilaje de su caballo o yegua en la Yeguada Farriols.

¿Para quien son estas clases?

Clases abiertas para jinetes experimentados a partir de 12 años. Las particulares pueden ser de 1 a 2 personas. Las clases a medida para grupos pueden ser de 3 a 6 personas.
Si quieres hacer las clases con tu caballo, podemos desplazarnos a tu centro hípico o puedes traerlo a Horseway.

¿Tienes dudas o quieres saber más?

Contáctanos

Programaciones para el verano para adultos y jóvenes:

¿Qué conseguimos con la equitación conectada?

Tomar conciencia de cómo afecta al caballo nuestra posición montando y enseñar al caballo qué postura debe adoptar para soportar de forma confortable el peso del jinete.

Utilizar nuestro cuerpo de forma más eficiente mejora el rendimiento de nuestro caballo, con lo que tanto caballo como jinete podrán disfrutar de la monta de forma armoniosa. Con esta conexión logramos que el movimiento del caballo viaje de los posteriores del caballo a través de nuestro cuerpo, pasando por nuestros brazos hacia las espaldas, cuello y cabeza del caballo  y el ciclo se repite, sintiendo como la energía fluye.

Enseñando al jinete

La conciencia del cuerpo y del movimiento para aprender cuál es la mejor posición para montar y poder moverse en armonía con el caballo.

Es conocer cuál es la postura que debemos tener, tanto en el trabajo pie a tierra como montando, para ser la pareja de baile perfecta para los caballos, acompañando su movimiento. Enseña al jinete a montar a caballo desde el interior (por sensaciones) hacia el exterior (por acciones).

A través de ejercicios sin caballo aprendemos conciencia corporal. Aprenderemos sobre nuestro propio cuerpo y sobre cómo se mueve éste, para así poder dirigir el baile con el caballo, con fluidez y armonía.

Para ello, en primer lugar, hemos de ser capaces de reconocer cuando estamos en la posición de pelvis neutra, y recordar recuperarla de forma consistente.

La conciencia nos llevará a cambiar patrones aprendidos y adoptar nuevos métodos para transformar:

  • Tensión por relajación
  • Resistencia por cooperación
  • Apretar de forma rígida con las piernas para impulsar el caballo con moverse con el ritmo y movimiento del caballo de forma fácil
  • Reaccionar impulsivamente con tensión por pensar de forma relajada
  • Ordenar por pedir amablemente

Melín me ha ayudado a crecer, me ha ayudado con auténtica maestría y paciencia a superar mis miedos cuando han aparecido, con ella he aprendido a conectar de verdad con los caballos, a darme cuenta que cada uno tiene su propia personalidad, que hacen falta diversos grados de firmeza en la relación, a querer y respetar aún más la Naturaleza y lo que nos ofrece. Su forma de acompañar y enseñar a aprender es un punto clave, ella y sus caballos son amigos incondicionales, que te dan lo mejor de sí mismos y a su lado encuentro momentos infinitos de felicidad. Puedo asegurar que uno de los mejores momentos de mi semana es el rato que aprendo, vivo y disfruto a su lado!!!

Esther
EstherMataró

Hace un año que descubrí Horseway y la Yeguada Farriols y estoy muy contento de haberlos encontrado. Mi hermano Lluís y yo llevábamos desde pequeños montando de la forma tradicional, al probar este método hay muchas cosas que cambian. Al principio siempre es difícil olvidar los pequeños vicios, pero al ver los resultados ves que vale la pena.

Albert
Albert16 años

Enseñando al caballo

El objetivo es enseñar a nuestros caballos cuál es el esquema postural que deben adoptar, pues el caballo puede ser montado pero no ha nacido para ello.

Nuestra enseñanza siempre en base a la comprensión de lo que está pasando, evitando la confrontación, y centrándose en enseñar al caballo para que aprenda a pensar en vez de reaccionar.

Algunos caballos nacen con malos hábitos posturales, también según su morfología pueden tener más predisposición, y otros los adquieren cuando empezamos un manejo inadecuado. Muchos de los caballos se vuelven más rígidos año tras año aunque sigan queriendo a las personas que los cuidan con cariño, sin quererlo podemos estar contribuyendo a patrones de tensión y dolor en los caballos.

El objetivo los ejercicios pie a tierra (Connected Groundwork®) que realizamos es enseñar al caballo a que aprenda a levantar su sistema muscular y esqueleto de abajo hacia arriba (subir el dorso), permitir cambiar el peso de lado a lado y de las espaldas a los posteriores mientras la nuca y la base del cuello se mantiene libres y se mueven hacia delante.

Ayudamos a desarrollar los patrones posturales, musculares y de movimiento para conseguir equilibrio y para soportar –sin dolor ni tensión- el peso del jinete. Sin estos conocimientos y una conciencia mayor sobre su aplicación, montando se crea tensión en diferentes partes del cuerpo del caballo, por lo que el movimiento no fluye libremente a través de éste.

Con los ejercicios de equitación conectada conseguimos una transformación del caballo…

De tensionarse a relajarse
De compresión a expansión
De inflexible a suavizarse y dar
De moverse rígidamente y mecánicamente a moverse con fluidez en cualquier dirección
De moverse en un falso marco a impulsarse desde los posteriores y flexibilizar la articulación lumbo-sacra
De poner el peso sobre las espaldas a estar ligero en las espaldas, subiendo la base del cuello
De evitar a colaborar
De no querer colaborar a estar dispuesto y atento
De reaccionar de forma excesiva a responder de forma tranquila y confiada

Melín M.Farriols es la única profesora en España del método Connected Riding®

Hace prácticamente un año que empecé en Horseway después de peregrinar por diferentes hípicas y cuando llegué supe que era el sitio donde quería quedarme. Las instalaciones, el cuidado a los caballos, la filosofía pedagógica y el trato personal fueron los elementos definitivos para tomar esta decisión. Trabajar con el caballo desde la conciencia corporal, el aprendizaje integrador y la respiración, con la equitación conectada como eje transversal, ofrece un abanico de posibilidades infinito para el propio crecimiento, asegurando el bienestar y el respeto total para el animal.

Susanna
SusannaVallgorguina

Realizamos clínics periódicos de Equitación Conectada

Los clinics pueden ser de 1 a 5 días de duración, y las ventajas de hacer un curso intensivo, dependiendo del nivel de cada participante, son:

  • Un día: tener una visión clara del método y sus beneficios tanto para el jinete como el caballo.
  • Dos días: empezar a adoptar una posición más beneficiosa para el jinete, y entender más claramente las ventajas de esta posición para el caballo. Inicio del trabajo a pie a tierra con el caballo.
  • Tres días: empezar a sentir los beneficios del método, para el jinete mayor conciencia corporal, y para el caballo, identificar sus patrones de tensión. Comprender mejor las causas y sus consecuencias entre la relación jinete-caballo. Desarrollar la capacidad de observación para identificar la relación entre los patrones de tensión y las diferentes posiciones.
  • Más de tres días: conocer herramientas para relajar nuestro cuerpo y el del caballo, ganando mayor elasticidad y flexibilidad, ayudándonos a superar los patrones de tensión o compresión que tengamos nosotros o los caballos. También tendremos una mayor comprensión de la conducta de los caballos, desde un punto de vista empático y práctico, convirtiéndonos en buenos entrenadores.